Cultura ambulante

Querido diario

El MACBA se adelanta al futuro exhibiendo sus fondos en una bitácora del confinamiento que invita a la reflexión sobre temas como la vecindad, la evasión, la soledad…

Este mes de abril, la prensa se hizo eco de unas declaraciones de Ferran Barenblit, director del MACBA, en las que este gestor de dilatada experiencia adelantaba que en el mundo postpandemia nos aguardan «profundas transformaciones en la forma de producir, transmitir y disfrutar de la cultura». Sin embargo, en la institución que dirige, ese futuro se ha puesto en marcha ahora.

Jean-Michel Basquiat, King Zulu, 1986
Colección MACBA. Depósito de la Generalitat de Catalunya. Antigua Colección Salvador Riera. © The Estate of Jean-Michel Basquiat, 2020.

«Nuestra responsabilidad hacia el conjunto de la sociedad es aún mayor, si cabe, y todo esfuerzo será poco para responder a la comunidad que nos rodea«, explica Barenblit, que ya venía contemplando en el plan estratégico del museo la digitalización como una de las máximas más ambiciosas de cara a la preservación, gestión y difusión de un fondo que incluye fotografías, grabaciones audiovisuales y sonoras, materiales gráficos y documentos, tanto nacidos digitales como digitalizados. En otras palabras, 986 artistas y más de 5.000 obras de las que ya puede disfrutar el público en su casa.

«El espectador puede transitar por temas como el aislamiento, la vuelta al mundo exterior y el juego y la proximidad a través del trabajo de diversos artistas»

Con la frase «a veces el arte se avanza a la vida» el MACBA da a los usuarios la bienvenida a su Diario de Confinamiento, una iniciativa a través de la que los propios artistas de su colección ofrecen vivencias del distanciamiento del mundo y obras que llevan implícita una propuesta de acción y una reflexión en torno a cuestiones como la evasión, la verdad o la vecindad. En esta iniciativa digital, de gran acogida en las redes, el centro presenta cada día el trabajo de un artista o expone un tema en el que el lector puede profundizar a través de la web y del canal de la institución en YouTube.

Este jueves, por ejemplo, el centro dedica la entrada de su diario a Basquiat, en un artículo titulado La intensidad del arte enfadado. «Un cuerpo situado en medio de la nada. Una cabeza sobredimensionada. Unos dientes serrados a la vista, los cabellos electrizados y los brazos en cruz. Si el autorretrato o la representación del yo es habitual en las obras de Jean-Michel Basquiat, pocas veces logra perfilar su voz revuelta como en esta figura de pigmento oscuro y rojo sanguíneo», se lee en un texto que invita a conocer la vibrante pincelada del artista americano, del que también se exponen citas y un recorrido por sus obras en la colección del MACBA.  

«La iniciativa pone de manifiesto el poder del arte como herramienta atemporal para pensar el mundo que nos rodea»

En una misma semana, el espectador puede viajar por la performance de Robert Limós, que ya en 1972 construyó una ficción visual de aislamiento del mundo; puede también fabular sobre la pronta desescalada y el regreso al mundo a través del recorrido diario de Francesc Abad, que en 1974 documentó su trayecto diario desde casa al trabajo y del trabajo a casa: ocho horas laborales más dos de desplazamiento entre Terrassa y Barcelona; o puede reflexionar sobre los mensajes del arte alrededor del binomio juego y socialización  con obras como Aquella noche volví a llorar con Bambi, de Carlos Pazo.

En total, siete semanas de arte (de momento) en una iniciativa perfectamente ideada que debería hallar su continuación aun cuando el mundo vuelva a pisar las calles. Y que, además, pone de manifiesto el poder del arte como herramienta atemporal para pensar el mundo que nos rodea.


Diario de Confinamiento
MACBA

VISITA APTA PARA: Almas que saben ver dentro de una obra de arte y que no se incomodan cuando un cuadro les formula preguntas.
VISITA NO APTA PARA: Visitantes que conciben el arte como el doble check que marcan cuando salen de ver la exposición grande de la temporada.

 

 

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*