Cultura ambulante

Arte en Marte de 2022

Fotos: Ángel L. Fernández

La Feria Marte de Castellón confirma que el arte está en todas partes, y que los formatos se adaptan. Cuando uno piensa en una feria (de esas que mueven cantidades sustanciales de dinero) lo que imagina es un evento cuyo único propósito es facilitar la compraventa de bienes y servicios. Entendámonos, no hay público en las ferias de alimentación, no hay gente que vaya a admirar el queso que luego comprará en el supermercado. Sin embargo, las ferias de arte tienen mucho de exhibición y su objetivo principal no es solo la venta, sino la exposición de obras de arte.

Antes de la pandemia, el comercio del arte estaba cambiando, y no despacio: las ventas que solían hacerse en las ferias, en conversaciones en voz baja, cada vez se han ido haciendo más veces online. Desde el punto de vista estrictamente comercial, en Marte se mueve dinero, y la feria representa una manera de continuar con la forma en que solían hacerse las cosas en el mundo del arte. Pero Marte es mucho más: incluye un espacio para editoriales, como Jot Down, charlas, entrevistas, un espacio dedicado a la cerámica, talleres infantiles, y además, la feria se sale del auditorio y propone exposiciones en otros sitios, como el MACVAC de Vilafamés.

Marte otorga dos premios, uno a un artista nacional y otro a un artista de Castellón. El Premio Marte Artista Nacional ha sido para Arturo Sarramián, un autor que trabaja con lápices de grafito y carbón sobre papel. Con estos sencillos materiales, Sarramián toma objetos y les cambia la identidad. Su trabajo, apunta el artista, no deja de ser un reflejo de la sociedad de consumo en que vivimos, que produce miles o millones de objetos que pronto quedan obsoletos. Es entonces cuando el artista rescata algunos de estos objetos y les da otra vida creando, a partir de ellos, nuevas composiciones.

«Componentes». Arturo Sarramián

Su intención, aparentemente, es que seamos conscientes de nuestra forma de vida y animarnos a usar la imaginación para dar otra utilidad a objetos que no dudaríamos en tirar al contenedor. De esta manera, busca convertir lo ordinario en extraordinario, lo cotidiano en singular. La obra de Arturo Sarramián está realizada con muy buena mano y un rigor admirable, y como siempre ocurre cuando coinciden estas actitudes, estas no se suman de forma literal, sino que su efecto se incrementa exponencialmente. Tal es la precisión del dibujo y la técnica que el soporte y materiales sembraban dudas por su perfección incluso en los comisarios de la muestra.

El Premio Marte Artista Castellón ha sido para Carlos Sebastiá. Aunque el premio suene a artista de provincias, Sebastiá tiene una trayectoria en países como Austria, Reino Unido y China, y obra en fondos de las colecciones DKV, Juan José Castellano Comenge y en la UPV. Sobre su obra, Sebastiá dice que busca explorar la topología de nuestras ideas. Mantiene que la mente genera espacios donde lo onírico se mezcla con la subjetivación de la realidad, reproduciendo un nuevo estado de cosas. Asumiendo que el cambio es un estado continuo, el artista trabaja para investigar el papel del olvido como elemento distorsionador y creativo. En este contexto, utiliza capas como metáfora del proceso transformador. Estas capas se formalizan en papel, luz o tiempos de exposición que pega, copia, apila o borra, convirtiéndolas en un solo elemento que luego vuelve a descomponer, y generando así un curso de trabajo continuo.

También ha tenido Marte un Artista Invitado, Óscar Seco, que ha expuesto sobre su última serie: Vamos a morir todos. Se trata de un conjunto de pinturas realizadas durante la pandemia que, según explica el comisariado de la feria, cuenta con una temática apocalíptica basada en el cine de Serie B, la ciencia ficción, el cómic y los motivos bélicos, donde la ironía es constante.

Marte, en definitiva, ha contado con las secciones, espacios y premios que la caracterizan: Arte Cerámica, comisariada por Teresa Calvo, El Premio UBE, el premio Castellón y el Premio Nacional, y por supuesto Marte Curated, comisariada por Nacho Tomás, espacio donde las galerías nacionales exponen a uno de sus artistas.

«Vamos a morir todos». Óscar Seco

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*